En el peor escenario posible

"El equipo respondió en la cancha pero se pagaron muy caros los errores del mercado de pases, la soberbia y la creencia en la varita mágica" 
por Charro de A River lo quiero en

El gran momento de Boca hizo la diferencia sobre River 
por Claudio Mauri en La Nación

Se cumplió la dinámica que traía cada uno: el puntero impuso su tremendo ritmo ganador sobre un rival que llegaba malherido tras la eliminación en la Libertadores
 Hay partidos que se empiezan a ganar antes de jugarlos. De la misma manera que en otros la derrota se incuba antes de poner los pies dentro de la cancha. 

El superclásico de ayer, Boca lo viene haciendo suyo desde hace varias semanas, con un presente esplendoroso, repleto de confianza, goles, soluciones individuales, automatismos colectivos. Sale a ganar y lo consigue. 

Y a River, la cara de derrota que no se pudo sacar de encima la trae desde su aciago martes en Lanús, desde donde volvió preguntándose cómo se le pudo escapar la clasificación a la final de la Libertadores. 

Mientras sigue interrogándose por esa desdicha, Boca pasó por el Monumental y le dejó otro dilema, lo expuso en sus debilidades y dudas. El alivio para el alma que buscaba Gallardo se transfiguró en más sal sobre la herida.

Este Boca imparable no tiene rivales. Ni entre los más débiles, varios de los que enfrentó en las siete fechas precedentes, y tampoco entre los que deberían frenarle un poco el carro, como era el caso de River .

Más allá de las diferentes coyunturas de uno y otro equipo, hay que agradecer que los dos contribuyeron otra vez a armar un partido vibrante, pródigo en emociones, sin renunciamientos. 

Noventa minutos que estuvieron en la estela de los dos superclásicos anteriores, también disputados con valentía, en consonancia con las propuestas de dos directores técnicos que prefieren ir a buscar, arriesgar, antes que esperar o especular con el error rival.

River hizo el esfuerzo para salir del estado de postración en que lo dejó la semifinal de la copa. Pero se encontró con un Boca más tranquilo y mentalmente despejado, con la autoestima muy alta. 

Un estado general que le permitió salir adelante hasta en el momento más comprometido. Fueron menos de diez minutos, en los que debió asimilar la incorrecta expulsión de Cardona (su brazo no llega a impactar en el rostro de Enzo Pérez y ni siquiera se adivina intención de agredir) y el empate Ponzio, que convirtió en golazo uno de esos remates que tantas veces se le van desviado.

Promediaba el segundo tiempo, con el 1-1 y diez contra diez, la balanza parecía inclinarse a favor de River. Y hasta hubiese sido lógico que a Boca le entrasen nervios, que se viera en peligro. En el momento crítico, el líder implacable dio el presente, dijo "acá estoy". Armó una jugada por la izquierda y Pablo Pérez tuvo la visión de cruzar una habilitación hacia la zona más permeable de River: las espalda de Casco. Por ahí entró Nández para empalmar de aire un derechazo al que Lux respondió con una endeblez ya vista: en vez de tapar, su reacción es la de alguien que se desarma al intentar cubrir.

Cuatro minutos después de la igualdad de Ponzio, Boca se volvía a poner al frente en el marcador y retomó el control psicológico, con todo el peso que eso significaba para River.

Gallardo quedó atrapado en la que fue su peor semana en los casi tres años y medio de gestión. En otras ocasiones, tras alguna sonora derrota en un superclásico, a los pocos días su River se levantaba con la obtención de una copa (Recopa Sudamericana o Argentina). Ahora encadenó dos decepciones pesadas, de esas que tiran para abajo.

Las dos derrotas tuvieron algunos intangibles diferenciales. Ayer, en la adversidad, tuvo arrestos de temple y carácter que en Lanús casi ni se le advirtieron. Más allá de la actitud, las caídas expusieron el bajo nivel de varios jugadores. Con ese hándicap es casi imposible plantearse grandes objetivos.

En algunos, la decadencia venía insinuándose, aunque muchas veces quedara camuflada por los resultados. La lentitud de Maidana es pronunciada. Queda más en evidencia desde que no tiene al lado a Martínez Quarta, cuya rapidez cubría varios sectores. No es el caso de Pinola, más decidido para salir con la pelota que para quitar y recuperar. 

En desventaja y con uno menos, Maidana le dejó su lugar a Auzqui, con lo cual River pasó en el segundo tiempo a una línea de tres (Montiel, Pinola y Casco).

Casco es una invitación a atacarlo, sea por la vía del desborde o buscándole la espalda. De Lux se sigue esperando la atajada que pueda incidir en un partido, como la que hizo Rossi ante una definición cruzada de Scocco.

Nacho Fernández no funcionó de media-punta, tan adelantado. De la impotencia pasó al descontrol, con otra expulsión, ahora con un planchazo en el pecho de Cardona. Lo de ayer fue más grave porque al partido le quedaba mucho por delante. Pity Martínez no apareció cuando más se lo necesitaba. 

River empujó con el corazón de Ponzio y Enzo Pérez, un titán en el segundo tiempo. Con la vista al frente y también con dos tremendas corridas hacia atrás para frenar contraataques con destino de gol. Desde el banco (De la Cruz, Auzqui, Borré) tampoco surgieron soluciones ni salvadores.

El rendimiento individual de Boca fue más parejo. No tuvo tantos desniveles, si bien Pavón no tomó buenas decisiones y Benedetto le dio descanso al temible goleador que es. El tiro libre que convirtió Cardona fue un homenaje a Riquelme.

El superclásico no tuvo un dueño, se alternaron momentos de dominio. La diferencia pasó por la delgada línea del que pegara en el momento justo, el que tuviera más instinto ganador. Para eso, en este momento no hay nadie como Boca.

Entrada fútbol: 

¿Cuál es tu opinión?

42 comentarios:

Juan Bocia dijo...


Estimados amigos:

No fue la mejor semana futbolística para los riverplateneses pero, así y todo confiamos ciegamente en nuestro entrenador y por eso en la tapa de este número le pedimos "No te vayas". Sin dudas Marcelo Gallardo es el máximo responsable de todos los éxitos deportivos que obtuvimos estos años y es el mejor técnico de la historia de River; bajo su dirección técnica logramos cinco títulos internacionales. Ojalá el muñeco lo piense bien y se quede varias temporadas más.
Te contamos además que piensa hacer el oficialismo de cara a las elecciones que se celebrarán el próximo 3 de diciembre.
Entrevistamos a David Trezeguet que, en caso de ganar Antonio Caselli, será el Manager Deportivo de la institución.
Te mostramos la cena que realizó en los quinchos del club la Agrupación 6 de abril junto a socios que viven y disfrutan del club día a día.
Como siempre FSP siempre junto al socio e hincha de River.
Agradecemos su difusión.

www.fsprevista.com

Gallarditis dijo...


"Una semana dura, bastante difícil. Desde lo deportivo, esperábamos estar en una situación diferente y lamentablemente pasó lo que pasó. No tengo ningún reproche en cuanto a las respuestas anímica, los jugadores respondieron, hicieron el esfuerzo y también en la adversidad", declaró Gallardo tras la derrota en el superclásico.

Además agregó: "En el inicio del partido no estuvimos bien, pero a medida que fueron pasando los minutos tuvimos una postura territorial. No pudimos hacer la diferencia hasta el gol de Boca, que ahí nos descolocó un poco. En el segundo tiempo iniciamos con el deseo de dejar todo, llegamos al empate y nos duró poco. Con pocas llegadas nos convierten y después no pudimos levantar, si bien hicimos el esfuerzo".

El técnico explicó que "no vivimos de merecimientos en el fútbol. Boca ganó porque fue efectivo, fue decisivo en los goles, pero no en la propuesta futbolística. Se vio que eran equipos muy parejos en la cancha, salimos a jugar después de una semana dura y ellos aprovecharon las situaciones que tuvieron, no fueron superiores en el juego".

"Perdimos porque jugamos. Llegamos a una semifinal y la perdimos porque estábamos en competencia, hay otros que no están y se conforman con el campeonato. Hubiese sido peor no haberla jugado. El primer objetivo era ganar la Copa, nos quedamos en la puerta. Ahora, habrá que pensar en reponerse, porque el golpe fue duro, pero no deja de ser algo que está dentro de las posibilidades deportivas", siguió Gallardo en una suerte de excusa.

También agradeció el aliento de los hinchas: "Hay que mantener la calma y estar tranquilo. Quiero destacar el acompañamiento de la gente, son un termómetro muy importante. Acompañaron después de la desilusión de quedar afuera, empujaron y se hicieron sentir. En estos momentos, que son tristes, la gente respondió y eso me llena de orgullo".

Por último cerró: "Nos queda ganar la Copa Argentina. Por ahí suena a consuelo, pero es otra de las cosas que estamos jugando. Siempre jugamos para ganar, a veces no nos toca. Somos un grupo que siempre trabajó y por eso duele más cuando estás tan cerca de un objetivo. Tendremos que masticarlo y seguir, no puedo reprocharle nada al equipo".

Osvaldo Cornejo dijo...

Muchas cosas a resolver tiene Gallardo empezando por el arquero no puede ser que con.Batalla y Lux se esten perdiendo puntos y partidos por flojas actuaciones en.partidos importantes. Ojala inviertan en uno de jerarquia y de ahi a corregir hacia adelante esta muy quebrado en todas sus,lineas. Por ultimo los rivales ya saben de las estrategias del muñeco y este no improvisa otras

Bronca, frustración y mucho más dijo...


River perdió 2-1 el Superclásico en el Monumental, donde tuvo una enorme reacción hasta que inesperadamente recibió el golpe definitivo. Gallardo apostó a ganador, pero ni siquiera alcanzó para al menos rescatar un empate. El Millonario quedó a 12 puntos del líder, su eterno rival.

Es difícil ser hincha de River durante estas horas. Hay mucho dolor, bronca, frustración y un cóctel de sentimientos insoportables. Nada desconocido, aunque suficiente para revolear cualquier objeto que está a mano, decir insultos hasta el aburrimiento o simplemente masticar todo esa ira que nos invade. El Más Grande perdió otra vez. Cayó por tercera vez consecutiva, la segunda en uno de esos partidos que pasan de causar entusiasmo a una desilusión gigante. Ahora, el objetivo de acá a fin de año es pensar en la Copa Argentina y sumar la mayor cantidad posible de puntos en la Superliga, una aspiración utópica al mirar la tabla de posiciones en este momento tan duro.

Un equipo generoso con el juego, valiente en todas las canchas y competitivo sufrió dos golpes tremendos en apenas cinco días. El primero dolió demasiado por lo que representa una eliminación en semifinales de la Copa Libertadores de América, mientras que el de hoy derrumbó esa sed de revancha, ese deseo de levantarse cuando era necesario para ponerse de pie en el torneo y arrimarse a la cima. Salió todo al revés. La fiesta previa en las tribunas terminó con desazón, más allá de las ovaciones tan merecidas para Marcelo Gallardo y Leonardo Ponzio, un monstruo para marcar, jugar y conseguir el 1-1 parcial. Las sensaciones son tan frescas que cuesta horrores meterse en el análisis del partido, pero ahí vamos.

GERMÁN BALCARCE por LPM

Mr. Clipping dijo...

El semestre de River se vino abajo en menos de una semana. El Millonario quedó afuera de la Copa Libertadores en semifinales y la derrota en el Superclásico, además de golpear, redujo considerablemente la posibilidades de dar pelea en la Superliga.
Pero el año no se terminó y el Más Grande debe apuntar a la Copa Argentina, certamen que el próximo domingo tendrá la semifinal entre River y Morón. Para La Banda, claro está, es una obligación volver a levantar el trofeo.
Pero también es la oportunidad de tener revancha. ¿Por qué? En caso de ganar la Copa Argentina, River podrá disputar la Supercopa local nada menos que contra Boca. Sí, la chance de poner en juego un título oficial frente al rival de toda la vida.
Por eso es necesario salir adelante. Porque este plantel y cuerpo técnico, hace una semana, eran aprobados y, en siete días, no pueden haber pasado a ser los peores. Vamos todos unidos, vamos no nos quedemos, como dice la canción, para dar otra vuelta y tener revancha contra ellos.

AFA dijo...

Dirige Vigliano
Se sortearon los árbitros para las semifinales de la Copa Argentina y está el juez para River-Morón. El partido entre Central y Atlético Tucumán será dirigido por Beligoy.

Anónimo dijo...

Mira!! El que les invento un penal y expulso a Gago inventando una supuesta mano.

Anónimo dijo...

Anónimo de 16.41 el complejo no te lo sacas más

Domingo Carrrobe dijo...


Me llegó hoy LUNES 6 el mail de la Tradicional, justito para "vomitar" la amargura de que :

1) Se nos perdió -definitivamente- la brújula.
2) Que Gallardo, uno de los más ganadores de la historia de River, deberia hacer un´paso al costado
por unos años, dirigir en Europa y volver .
3) Que el pelado Almeida es la mejor opción.
4) Que Lux, Casco, Nacho Fernández, Piti Martínez, Auzqui, Barboza, deben hacerle un favor al club y buscarse club ellos, porque si yo fuera directivo o representante, tendría verguenza en ofrecerlos y recibir como propuestas de pago, 4 míseras monedas . Esos muchachos que nombre tienen muy holgada la casaca de la banda roja, esa loable camiseta la pueden usar jugadores con capacidad, con hombría, con testículos, con orgullo.
6) Maidana está cansado y/o golpeado, no sé, pero no es la firmeza de antes....una pálida versión.

Vender 5 ó 6 jugadores, comprar 5 ó 6 aptos para jugar en River.... y volver a ser en el 2018...... Este 2017 fué un fiasco, faltaría quedar eliminados de la Copa Argentina y..... "bingoooooo.....".

4 / 2 con Lanús similar al descenso del 2011..... Partido de ayer con Boca , capítulo final, aparte...... Decía un sabio del fútbol : "- Los clásicos no se juegan.... se GANAN .....

Domingo

Copa Argentina dijo...


El próximo domingo sin Enzo Pérez afectado a la Selección pr ser fecha FIFA, con Maidana con dolores y con Moreira y Saracchi todavía recuperándose de lesiones, Gallardo tiene que rearmar el equipo para jugar ante Deportivo Morón por la semifinal de Copa Argentina en el Islas Malvinas de Mendoza

Sebastían Grane de La Máquina Millonaria dijo...

Como casi siempre, con casi nada

Si hay algo que es menester reconocerle a Boca, es que sabe cómo jugarle los partidos a River. No importa como venga cada uno y cual sea su actualidad, tienen la virtud de saber cómo plantear el partido y la suerte de tener un alto porcentaje de efectividad en el arco Millonario.

Ellos saben que la historia y la grandeza de River lo obliga a intentar ser protagonista, teniendo la pelota, buscando siempre, bien o mal, el arco de enfrente, y desprotegiendo el suyo. Entonces, como suelen hacer los equipos que visitan el Monumental, ellos se paran bien atrás, se defienden bien (una especialidad histórica del equipo del riachuelo) y esperan sus oportunidades.

El superclásico número 200 no fue la excepción. Poco había hecho Boca para ponerse en ventaja, había tenido un par de lapsos de buen juego pero la mayoría de las intenciones eran del conjunto local. Hasta que una irresponsabilidad de Ignacio Fernández dejó al equipo con un hombre menos y un tiro libre de frente al arco, un penal con barrera.

Edwin Cardona mostró algunas ventajas físicas, pero no se puede negar que tiene una excelente pegada, y con eso fue suficiente. Un arquero mal parado, que nunca te salva, un tiro libre bien ejecutado, y gol. Boca no había hecho nada, pero de esa expulsión y posterior tiro libre, se puso 1 a 0 arriba. Después llegó un remate de Pavón que desvió, con dudas, Lux y eso fue prácticamente lo que hizo la visita en el primer tiempo.

Mientras tanto, River, con más empuje que claridad, tuvo algunas jugadas claras dentro del área pero algún rebote y una llegada a destiempo le impidieron abrir el marcador. Las protestas a Pittana en el descanso dieron claras muestras de que el plantel todavía estaba impactado por lo que había sucedido el martes y que sabían que, claramente, los habían perjudicado.

Sigue

Sebastían Grane de La Máquina Millonaria dijo...


Continuación


El complemento no vario mucho. Con la ventaja, la visita se replegó mucho más, intentando hacer su juego: el contra golpe. Más aún con la expulsión de Cardona, provocada por Enzo Pérez por un supuesto codazo.

Mientras, el Millo siguió intentando, tuvo un remate de Scocco que fue al cuerpo de Rossi (que no se escondió) y alguna jugada mal cabeceada por los atacantes de la banda. Hasta que Ponzio, que era amo y señor del medio, hizo lo que le faltaba, el gol del empate con un hermoso zapatazo que entró pegado al palo.

A esta altura River era mejor, pero poco duró la alegría, porque entre Casco y Lux, se esmeran en hacer que toda llegada por el lado izquierda de la defensa de River, termine en gol. Y así fue. Un pelotazo cruzado de Pablo Pérez tras un lateral, lo encontró solo a Nández dentro del área que remato al palo donde estaba Lux, que se tiró para el otro lado. Inexplicable respuesta del uno.

Todo el esfuerzo de Ponzio a la basura y a remar otra vez. Gallardo había hecho un cambio inexplicable: sacó a Maidana y puso a Auzqui; y Boca no hizo más goles porque Enzo tuvo dos cruces salvadores y sus delanteros estuvieron imprecisos. Una vez más, Lux no tocó una pelota.

Además, otra vez, una jugada mal anulada le impidió al Millo llegar al empate. Scocco había convertido tras centro de Auzqui, pero el áribitro, a instancias del juez de línea, vio que la pelota había salido y dio corner. Error garrafal que impidió al Millo encontrar una nueva conquista.

Así paso un nuevo superclásico, una nueva victoria de Boca que, con muy poco, se llevó los tres puntos del Monumental. Hay un dato que es curioso, ya son varios los superclásicos donde Boca obtiene la ventaja con goleadores inesperados: Iarley, Guerra, Lodeiro, Medel (por dos), Cardona, Nández, Bou; hombres de los cuales quizás no se espera que sean la primera opción para convertir, pero terminan siendo los goleadores que le dan el triunfo al xeneize.

Los doce puntos que alejan al Millo de la cima, y los nueve puntos que separan a Boca del segundo nos llevan a pensar que el campeonato, aunque falta mucho, parece estar definido. A River le queda la Copa Argentina, poco consuelo para un semestre donde los cañones estaban apuntados a la Copa Libertadores. Habrá que dejar todo allí para ganarla, aunque como vienen las cosas, no será fácil llegar a la final, y mucho menos ganarla si el rival allí llega a ser Rosario Central.

Sebastían Grane de La Máquina Millonaria

El árbitro de la Copa Argentina dijo...


El árbitro Mauro Vigliano nacido el 5 de Agosto de 1975 en La Plata, fue designado por la1 AFA para dirigir la semifinal de Copa Argentina entre River Plate y Deportivo Morón, que milita en el torneo B Nacional,

Con 20 partidos oficiales como juez en encuentros protagonizados por el Millo, Vigliano ya es un viejo conocido. Hace seis años le tocó por primera vez a River, cuyo registro es el siguiente siendo dirigido por el hombre nacido en La Plata: siete victorias, siete empates y seis caídas.

Cabe destacar que la última ocasión de Vigliano como árbitro de un compromiso disputado por La Banda fue el 21 de junio pasado. En aquella oportunidad, un gol de Lucas Martínez Quarta sirvió para el 1-0 final sobre Aldosivi, por la penúltima fecha del Campeonato 2016/17.

Vamos Leo !!! dijo...


Leo Ponzio: "Hay que seguir, no queda otra"

El capitán del Más Grande consideró que River cometió varios errores en el Superclásico y lamentó la expulsión de Nacho Fernández, teniendo en cuenta que un instante después llegó el gol de Boca. Aun así, aseguró que el plantel debe ponerle el pecho a la situación y mejorar de cara a lo que viene.

Tomy dijo...

Para mí Gallardo es un genio, pero el rol de Francescoli me parece dudoso a lo largo de todo el proceso.

Información oficial dijo...


Luego del Superclásico del domingo en el Estadio Monumental, el plantel profesional de River Plate se entrenó este martes por la tarde en el predio de Ezeiza, en donde el plantel se dividió en dos grupos.

Uno realizó actividades regenerativas y de capacidad aeróbica, mientras que el otro llevó a cabo una práctica de fútbol contra la División Reserva. Por otro lado, Rodrigo Mora, Jorge Moreira, Luciano Lollo y Marcelo Saracchi se movieron de manera diferenciada.

Mañana, el entrenamiento será desde las 9.30 hs., en River Camp. Los medios podrán ingresar a partir de las 10.15 hs. Luego de la práctica habrá rueda de prensa.

Sitio oficial

SENIOR dijo...

En la noche del lunes Boca volvió a ganarle River, ahora en el superclásico del fútbol senior en un encuentro friccionado y con pocas situaciones de gol que terminó 1 a 0.

A los 24´ del segundo tiempo Matías Arce convirtió el gol para los bosteros, tras una gran asistencia del “Chelo” Delgado.

Como todo superclásico, ambos equipos se midieron en los primeros minutos y fueron precavidos al adelantar líneas.

En el complemento, Boca salió con mayor determinación en busca del resultado y, sin embargo, las primeras opciones claras las tuvo el Millo, tanto que a los 15´ Vivaldo sacó al córner un potente remate de Federico Morales y a los 21´ Lucas Mareque se filtró en el área chica que Facundo Imboden terminó salvando sobre la línea.

Cuando Boca se puso en ventaja tuvo oficio para aguantar el resultado armando dos líneas de cuatro, cerrando así la defensa y apostando a algún contrataque.

Formación Titular de River:
Passet; Lavallén, Sequera, Rojas, Morales; Franco, M. Morales, Mareque, Alonso; Wilson Severino y Osorio.

La peor semana dijo...


La Banda tuvo la peor semana desde que el Muñeco es el entrenador. Quedó eliminado de la Copa con el Granate y luego cayó 2-1 con el eterno rival en el Monumental. Pero todavía le quedan varios encuentros por jugar.

El primero de estos partidos será este domingo frente a Morón, por la semifinal de la Copa Argentina, en el estadio Malvinas Argentinas (Mendoza). Más tarde, el sábado 18 o el domingo 19 de noviembre (resta confirmar el día), visitará a Independiente por la novena fecha de la Superliga 2017-18.

El domingo 26 de noviembre, el Millo regresará al estadio Antonio Vespucio Liberti para recibir a Newell's. Y una semana más tarde, el domingo 3 de diciembre, visitará a Gimnasia y Esgrima La Plata. Aunque claro, no será una fecha más para los socios e hinchas, teniendo en cuenta que dicho día se llevarán a cabo las elecciones en Núñez.

¿La última jornada del torneo local del 2017? Se disputará el domingo 10 de diciembre contra Unión, en el templo sagrado. En dicha fecha quizás sea el último duelo oficial de Marcelo Gallardo como director técnico de River. Aunque claro, habrá que ver si Napoleón pretende extender -una vez más- su contrato con el Más Grande para seguir haciendo feliz a todo el pueblo riverplatense...

LPM

¿ Horas extrañas ? dijo...


En 9 días tres partidos, tres derrotas, tres golpes.

Pero de esos golpes que duelen, que van al mentón y noquean. En tan solo nueve días, el River de Marcelo Gallardo se llevó la derrota oficial más abultada del ciclo -4-0 con Talleres , en Córdoba-, quedó eliminado de la Copa Libertadores en una increíble semifinal con Lanús (ganaba por un global de 3-0 y perdió 4-3) y ayer cayó 2-1 con el líder Boca, ubicándose a lejanos doce puntos de la cima en la Superliga.

Cuando parecía impensado, tras la peor semana de los últimos años, el futuro ahora parece tener varios ribetes inciertos, especialmente sobre la renovación de los objetivos, los huecos que tiene el plantel en su armado y la continuidad del director técnico.

"¿Y ahora qué?", es la pregunta que retumba por estas horas en el estadio Monumental. La semifinal de la Copa Argentina que River deberá afrontar contra Deportivo Morón el próximo domingo parece un consuelo demasiado pobre para la ilusión trazada a lo largo de un año intenso.

Sin tener la posibilidad de jugar la final de la Libertadores y demasiado lejos de la pelea del torneo tras la derrota en el Superclásico, la Copa que ya alcanzó el año pasado parece obligación para maquillar, aunque sea un poco, el dolor y la desazón por un cierre de año inesperado y poco común para la historia del ciclo del Muñeco

Son horas extrañas en Núñez. Momentos raros, demasiado alejados a lo que se vivió en el último tiempo. La necesidad de tener que recuperarse de varias desilusiones había desaparecido del mapa por los éxitos conseguidos.

Juan Patricio Balbi Vignolo en La Nación

Dudas dijo...

Pensando en el domingo, en #River hay cinco lugares sin dueño confirmado: el arco, los dos laterales, el primer central -por la molestia de Maidana- y el lugar que dejó Enzo Pérez.

Estadisticas dijo...

Marcelo Barovero: 167 partidos, 145 goles en contra y 75 vallas invictas.
Leandro Chichizola: 36 partidos, 25 goles en contra y 18 vallas invictas.
Julio Chiarini: 19 partidos, 17 goles en contra y 7 vallas invictas.
Augusto Batalla: 51 partidos, 53 goles en contra y 20 vallas invictas.
Germán Lux: 14 partidos, 15 goles en contra y 5 vallas invictas.
Enrique Bologna: un partido y un gol en contra.

Uruguayo dijo...

Tras sus impactantes declaraciones, Enzo Francescoli tuvo que ofrecerle disculpas a Germán Lux
El mánager había contado sin vueltas las circunstancias en las que llegó el arquero, que fue respaldado por Maidana y Scocco.

Le apuntó a Poroto dijo...


La salida de Marcelo Barovero jamás pudo encontrar a un reemplazante que transmitiera seguridad. Más allá de que Trapito dejó la vara alta, ninguno de sus sucesores estuvo a la altura de las circunstancias. Mientras Augusto Batalla nunca logró asentarse, Enrique Bologna siempre corrió desde atrás y el arribo de Germán Lux tampoco ofreció el nivel esperado para al menos estabilizar el arco más grande del mundo, como lo definió un auténtico prócer como Amadeo Carrizo.

¿Por qué Poroto llegó a mediados de este año? "Lux fue por una necesidad. No encontramos un arquero en el mercado, él estaba terminando su contrato en Europa (NdeR: estuvo varias temporadas en Deportivo La Coruña, de España) y coincidimos. Se conocía con Marcelo (Gallardo). Hay cosas que suceden más por una coincidencia", explicó Enzo Francescoli, de manera detallada, en diálogo con el programa radial Liberman en línea, por FM Late.

Lejos de esquivar el asunto, el manager de la institución de Núñez reveló que existieron contactos con figuras de renombre internacional para el puesto: "Particularmente, hablé con Romero y Guzmán, son dos arqueros de Selección. Armani, al final decidió que no, supongo que lo convenció la gente de Nacional de Medellín y se quedó ahí. No sé si algún día vendrán, hay cosas que a veces no se dan".

El Príncipe también se refirió a la gestión de refuerzos durante su estadía: "Todos los clubes del mundo aciertan y erran. Hay clubes que gastan 200 millones de dólares y por ahí prestan seis o siete jugadores. Es imposible saber si un jugador va a funcionar o no por diferentes motivos. Por ahí porque el jugador no se adapta, por ahí porque la presión de un jugador grande es complicada o por ahí por lesiones, un problema que hemos tenido. Es imposible no errar. No creo que nadie tenga la varita mágica de acertar el 100% de las contrataciones".

Justamente, Enzo puso como ejemplo el caso del colombiano Rafael Borré (22 años), cuyo 50% del pase le costó 3.500.000 euros a River. "Es una apuesta de un jugador joven, le veíamos buenos movimientos y tiene una buena técnica. No se adapta porque todavía no le encuentra la vuelta al fútbol argentino, que es complicado, sobre todo para quienes vienen del exterior", expresó Francescoli, acerca del atacante proveniente de Atlético de Madrid, club que aún posee la otra mitad de la ficha.

LPM

Mr. Clipping dijo...

Rodolfo D'Onofrio volvió a la carga: "No soportan que sigamos saliendo campeones"
El presidente de River criticó el mundo del fútbol en un acto de entrega de diplomas a socios vitalicios

Pedido de perdón dijo...


La eliminación en la Copa Libertadores con Lanús y la derrota en el Superclásico trajeron más dolores de cabeza para el Millonario, que por estas horas se encuentra enfocado en el choque de este domingo ante Morón, por la Copa Argentina. Y sí, el momento que está viviendo el plantel es durísimo.

Ayer por la tarde, Enzo Francescoli dialogó con Liberman en línea, por FM Late, y contó la razón por la cual Germán Lux llegó a La Banda en el último mercado de pases. Lamentablemente, varios medios sacaron de contexto sus declaraciones y dejaron mal parado al uruguayo.

El propio Francescoli dialogó con TyC Sports y contó qué fue lo que le dijo a Lux: "Le expliqué que me equivoqué". Y agregó: "Siempre que un equipo gana, molesta al otro. Pasó y seguirá pasando. Es parte de este juego y hay que bancársela. Así como me banco todo lo que se esta diciendo ahora, es parte del juego. Hay que dar vuelta la página rapidísimo porque tiene grandes jugadores y es un gran club".

Copa Argentina dijo...


Estaba previsto que River el próximo domingo a las 17.10 hs enfrentaría a Deportivo Morón por la semifinal de la Copa Argentina

Sin embargo, en la tarde de este miércoles la AFA informó que el encuentro se atrasará tres horas y que el choque de semifinales irá las 20.30.

Elecciones dijo...

El clima es muy diferente al de 2013 o al de 2009 cuando las elecciones en River tuvieron casi la misma repercusión que los comicios para elegir un presidente de la Nación. Y si bien la última semana causó un cimbronazo por los adversos resultados futbolísticos, reina un clima preelectoral de tranquilidad respecto a aquellos tormentosos momentos. Las encuestas marcan con amplitud que los socios le darían continuidad a la gestión de Rodolfo D’Onofrio, reconociéndole los logros deportivos bajo su mandato y la recuperación económica del club (la semana pasada se cerró el balance con un superávit de 310 millones de pesos). Anoche, el presidente de River presentó su lista para ir por la reelección el 3 de diciembre. Estará acompañado por Jorge Brito (actual vicepresidente primero) y Guillermo Cascio, quien ahora es el secretario del club. Y habrá tres competidores: Antonio Caselli, Carlos Trillo y Leonardo Barujel. En ese acto, volvió a dejar en claro que más allá de los errores propios ve manos ajenas que influyen en el duro momento futbolístico de River.

“Hay mucho de culpa de nuestros propios jugadores, hay habilidad de los adversarios. Pero también hay un mundo exterior que no soporta que sigamos saliendo campeones”, afirmó D’Onofrio ante socios vitalicios en el Monumental.

El actual presidente no se quedó ahí y fue aun más lejos: “Quienes después del 3 de diciembre conduzcan el club, van a tener que seguir trabajando para que la cancha no esté más inclinada”.

Con respecto a la de 2013, la fórmula tendrá una variante para el cargo de vicepresidente segundo. No estará Matías Patanian, quien de todos modos, seguirá vinculado al club con su trabajo en el fútbol profesional. La decisión de Patanian tiene que ver con que sus compromisos profesionales y personales. De paso, esta situación le representa una chance para lanzarse en 2021 a una posible candidatura presidencial.

Es que de acuerdo a lo que marca el estatuto, si Patanian se presentaba a un cargo ahora, quedaba imposibilitado de ir por la presidencia dentro de cuatro años ya que un dirigente en River no puede tener más de tres períodos con un puesto en la Comisión Directiva. Y Patanian ya había sido vocal por la oposición en el período 2009-2013. Es por esa razón que Andrés Ballotta (antes fue dos veces vocal por la oposición) dejará de ser el tesorero y pasará a presidir la Asamblea de Socios. Para D’Onofrio, en caso de ser reelegido, será su último mandato al frente del club, dado que el estatuto marca que un presidente puede tener hasta dos períodos consecutivos.

El slogan de campaña de 2013 fue “River vuelve a ser River”, apuntado a la reconstrucción futbolística, económica e institucional del club. Hoy, la propuesta de D’Onofrio y compañía es ir por la remodelación del Monumental, por más progreso económico y festejos futbolísticos, a pesar de los palos en la rueda que según el presidente podrían ponerles desde afuera.

Mirá también
Los planes de River para salir de la crisis
La chance de ir a las urnas con una nueva Copa Libertadores bajo el brazo quedó trunca pero D’Onofrio igual apeló a lo conseguido durante su gestión para cerrar la campaña. “Hemos solucionado infinidad de problemas. Hoy podemos decir que el club está en pie y listo para seguir progresando y creciendo como lo ha hecho durante los últimos años”, expresó el titular de la institución de Núñez.

Tal como sucedió en la contienda anterior, Antonio Caselli volverá a ser el principal competidor. Irá acompañado por Juan Pablo Armendariz y Luis Belli (hijo), hombres de su riñón que hoy se encuentran trabajando en la Comisión Fiscalizadora del club. En tanto, Carlos Trillo (médico y cirujano plástico) irá con su agrupación Honor Riverplatense, escoltado por Sergio Oñate y Elda Ferrario, dos personas con mucha actividad en el club. Por último, la otra lista es la de Leonardo Barujel (abogado), junto a Carlos Avila y Orlando Di Pino.

Clarín

Filtración dijo...


D'Onofrio picante en un discurso contra los fallos y sus jugadores

El presidente de River explotó de furia durante un acto partidario, apuntándole indirectamente a la AFA y la Conmebol, al advertir que "la cancha estaba inclinada" por los fallos arbitrales de los últimos partidos.

El malestar del máximo dirigente millonario quedó en evidencia al filtrarse un video con el fuerte discurso en el que expresó que los arbitrajes los perjudicaron haciendo referencia a la aplicación del VAR ante Lanús y la anulación de un gol en el Superclàsico del domingo pasado.

En un momento del acto oficial durante el cual se entregaron diplomas a los socios vitalicios del club, D'Onofrio también fue crítico con sus propios jugadores.

Dijo el titular riverplatense: "Hay mucho de culpa de los propios jugadores, hay habilidad de los adversarios y hay un mundo exterior que tampoco soporta que nosotros sigamos saliendo campeones", señaló.

El Día

FUTSAL dijo...


¡River, bicampeón de la Copa Argentina!
Derrotó 10-6 a Villa La Ñata en la final y retuvo el título que ya había alcanzado en 2016.

Palpitando el domingo dijo...

Lejos de tener el equipo confirmado, el probable once titular para pisar el Malvinas Argentinas de Mendoza, el domingo, a partir de las 20.30, sería: Lux; Montiel, Maidana, Pinola y Casco en el fondo; Ponzio y Nacho Fernández como un doble cinco, por las bandas Auzqui y el Pity Martínez, De la Cruz por el medio y bien arriba Ignacio Scocco

Sorpresa dijo...

Copa Argentina: la WADA realizó un control antidoping sorpresa en River y Deportivo Morón, antes de la semifinal
Marcelo Sarachi e Ignacio Scocco fueron revisados por la entidad mundial contra el doping

Richard dijo...

Primera vez que escucho de un control previo a un partido y sorpresa. Las manos negras de la mAFiA están detrás de esto. Una vergüenza!

Próximo entrenamiento dijo...

Viernes 10/11
9.30 hs
RiverCamp
Será abierto a la prensa con posterior conferencia del DT.

Muñeco dijo...

"Mi continuidad está en manos de River"
Gallardo comunicó que quiere seguir el año que viene. "Es una cuestión de sentido de pertenencia. Siento que soy de acá, que tengo deseos, voluntad, energía y desafíos", avisó. La mejor noticia para los hinchas...

Mr. Twiter dijo...


Varsky Sports @VarskySports
Marcelo Gallardo continuará como DT de River durante 2018. Les confirmó su deseo de permanecer en el cargo a todos los candidatos a presidente del club.

Jair Durand‏ @JairDurand
Marcelo Gallardo: campeón mundial en descomprimir situaciones, desactivar bombas, sentido de pertenencia y sed de revancha. El mundo River vuelve a sonreír en un momento complejo.

Sebastián Anselmi‏ @anselmiseba
River tiene su primer y mejor refuerzo para el 2018, y es la continuidad de Marcelo Gallardo. La mejor noticia para todos nosotros.

Mario dijo...

Gracias Muñe lo mejor que le pudo pasar a River en años. Seriedad y trabajo un bien escaso en todos los ordenes de la vida.

Lista de convocados dijo...


Arqueros:
Germán Lux y Enrique Bologna

Defensores:
Gonzalo Montiel, Jonatan Maidana, Javier Pinola, Milton Casco, Alexander Barboza y Marcelo Saracchi

Volantes:
Leonardo Ponzio, Ignacio Fernández, Ariel Rojas, Gonzalo Martínez, Nicolás De La Cruz, Iván Rossi, Exequiel Palacios y Tomás Andrade

Delanteros:
Ignacio Scocco, Carlos Auzqui y Rafael Borré

Copa Argentina dijo...



Atlético Tucumán le ganó en los penales a Rosario Central y está en la final de la Copa Argentina

En Formosa, se impuso por 3-1 desde los once metros con el arquero suplente Sánchez como figura Antes, Lucchetti le atajó un penal a Camacho

Riverción dijo...


River ganó 1 a 0 n Rusia con el famoso Riverción:

Mascherano, Pezella, KranevitEr y Enzo Perez

¡ Vamos Argenina !

Las autoridades de la semifinal dijo...


Mendoza será la sede del partido que se jugará el domingo 12 de noviembre a partir de las 20.30 hs. El ganador de esta llave se enfrentará en el partido decisivo al vencedor del cruce entre Atlético Tucumán y Rosario Central.

El árbitro del encuentro será Mauro Vigliano. Los asistentes serán Yamil Bonfá y Cristian Navarro. El cuarto árbitro: Pablo Dóvalo

River en cada rincón dijo...


RIVER YA ESTA EN MENDOZA

Tras un par de golpes duros, River debe recuperarse rápidamente para intentar meterse en una nueva final de Copa Argentina. Para alcanzar ese objetivo deberá superar a Deportivo Morón, este domingo, en el estadio Malvinas Argentinas de Mendoza.

Precisamente, dicha provincia recibió al Millonario como lo tiene acostumbrado: un importante número de hinchas se hizo presente para demostrar, una vez más, que River fue, es y seguirá siendo local eternamente en Mendoza.

En las puertas del Hotel Diplomatic, los fanáticos de La Banda se agolparon esperando un saludo, un autógrafo o una foto de sus máximos ídolos. Cabe destacar que el estadio estará totalmente completo y ofrecerá una nueva fiesta para alentar al Más Grande.



Informa SOLO RIVER dijo...


Este viernes la AFA anunció a través de sus redes sociales el cambio de día de tres encuentros pertenecientes a la fecha 9 de la Superliga.

El clásico entre Independiente y River Plate, en Avellaneda, se jugará el sábado 18 de noviembre a las 21.30, en lugar del domingo 19, según la programación de la AFA para la novena fecha de la Superliga Argentina de Fútbol.

Primeramente, el clásico entre Independiente y River (que estaba previsto el domingo a las 21:30) pasó para el sábado a la misma hora.